Ratifican diputados a Rogelio Ramírez de la O como Secretario de Hacienda

Con 19 votos a favor, tres en contra y cero abstenciones la Comisión de Hacienda y Crédito Público que preside la diputada Patricia Terrazas Baca, aprobó en lo general y en lo particular, el dictamen a la propuesta de ratificación del nombramiento del economista Rogelio Ramírez de la O, como titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

El Secretario de Hacienda, durante su comparecencia, a la que asistió el Mtro. Carlos Romero, Procurador Fiscal de la Federación, señaló que continuará con un manejo fiscal sano que contribuya a mantener controlada la deuda pública y a mantener la estabilidad y las finanzas públicas equilibradas.

“Esta política del Gobierno Federal implica que las instituciones que consolidan sus balances en el sector que está bajo control presupuestal, también deberán cumplir con los balances fiscales que sean compatibles con el balance agregado del sector público, el cual es aprobado por esta honorable Cámara.

 “La Secretaría de Hacienda tiene un papel importante en la articulación del proyecto económico de este gobierno. La política de austeridad y la eliminación de los gastos superfluos en el Gobierno han hecho más eficiente y focalizado el gasto público en inversión pública y en el gasto social que está dirigido a proteger a la ciudadanía con menores recursos.

 “Asimismo, el combate a la evasión y elusión fiscal han permitido fortalecer los ingresos sin necesidad de incrementar los impuestos y cargarles la mano a los contribuyentes cumplidos. En los últimos tres años no se han rebasado los techos de endeudamiento aprobados por el H. Congreso y esta será la línea de política que continuará en los siguientes años”, dijo el doctor Ramírez de la O.

Además, señaló que uno de los objetivos prioritarios del proyecto económico del Presidente Andrés Manuel López Obrador, es encausar los recursos con un enfoque de política pública inclusivo, en beneficio de los grupos más desfavorecidos, reforzando la protección a través de los programas sociales focalizados, así como de promover la inversión en obras de infraestructura que generen bienestar en todas las regiones del país, incluyendo a regiones como el sureste de México.

“En estos primeros años de Gobierno se han tomado acciones para elevar el bienestar de la ciudadanía. Por ejemplo, entre 2019 y 2020 se aumentó el salario mínimo en más de 30% acumulado, los precios de los combustibles no han aumentado en términos reales a partir de su base de 2018 más allá de la inflación con el objetivo de proteger el poder adquisitivo de las personas, y en 2020 se aprobó y comenzó a implementar una reforma al sistema de las Afores para garantizar un retiro digno para los mexicanos.

 “Este Gobierno se ha caracterizado por no incrementar los impuestos y la carga tributaria a la población. Cada contribuyente paga lo que le corresponde de acuerdo con la ley y por ello, se continuará trabajando para disminuir el combate a la evasión y elusión fiscal.

 “Permítanme, honorables diputadas y diputados abordar los retos asociados a la doble crisis que vivimos en 2020. La crisis sanitaria y económica causada por la enfermedad COVID-19 tuvo efectos en toda la población, pero principalmente fue más dura con los grupos más vulnerables de la sociedad.

 “Me gustaría aprovechar este momento para expresar mi profunda solidaridad con los familiares de las víctimas de esta pandemia y también expresar mi profundo reconocimiento al personal de salud que ha contribuido a su control y a la atención de las personas afectadas.

La crisis derivada del COVID-19 ha hecho patente la importancia de reforzar la vocación social del Estado y el fortalecimiento de los mecanismos de protección social que ayuden a combatir las desigualdades y la pobreza, al mismo tiempo que se impulsa el desarrollo productivo de la economía nacional”, expresó.

Se sabe que el COVID-19 tuvo consecuencias económicas globales; en México el PIB se contrajo 8.3% en 2020, de acuerdo con el INEGI. Para enfrentar esta coyuntura económica el Gobierno de México se enfocó en hacer un uso más eficiente de los recursos públicos para poder absorber el costo de la pandemia en el sistema de salud sin verse forzado a utilizar más endeudamiento o incrementar los impuestos por encima de lo que había aprobado el Congreso.

La respuesta se enfocó en el redireccionamiento de gasto no prioritario al gasto a la atención y control de la pandemia, incluyendo la adquisición de vacunas.

Además, se apoyó al consumo de las familias adelantando 40 mil millones de pesos de programas sociales; favoreciendo con 2 millones de créditos a las pequeñas empresas familiares y de autoempleo, formales e informales; se respaldó también a 671 mil trabajadores del Estado con créditos personales.

También, indicó, se impulsaron obras de infraestructura por 25 mil millones de pesos en 50 ciudades; se difirieron, para personas y empresas, pagos de intereses por cuatro y hasta seis meses flexibilizando los criterios contables de los bancos, y se facilitó la regulación para que la banca comercial aumentara el crédito.

Es de destacar que, en medio de condiciones económicas sumamente desafiantes, los ingresos tributarios se incrementaron en 0.8% real anual respecto a 2019, que fue resultado, sobre todo, del combate a la elusión y evasión fiscal.

“Nuestro país hoy cuenta con una posición fiscal sólida y con menores niveles de endeudamiento público cuando se compara con otras economías emergentes, así como con finanzas públicas sanas y un sistema bancario bien capitalizado. Esto ha sido reconocido por las principales agencias calificadoras internacionales”, afirmó.

Carlos González
Journalist Editor & Manager Seminars en | + posts